.

LA EXHIBICIÓN NO SUPONE NINGÚN ARROJO, LA TRANSPARENCIA SÍ.

sábado, 3 de febrero de 2018

Algún dia




Crece el alma con presencia de enero
en segundo plano
sobre este acorralamiento de cansancios
y pintura nueva. Soy espacio
escaso de revivir
que a la vez pasa rápido.
Soy un trámite casi agradable
vibro en lo hecho más de una vez
y floto, como si mi cabeza fuera
tiempo vertiginoso
que sale a la luz desde 
una querida oscuridad.
Aburrida de extrañar
vargo valijas nuevas
con maravillosas partes de mis muertos
en trabajo de despedida y de parto.
Este enero, que es mucho, terminará
lento como su esencia
algún día
y seguramente inadvertido.
Pasado un tiempo, los recuerdos
se irán, todo
parecerá nada o una película dulce
sobre antes.

Y bueno.

MabelBE
Mas o menos igual

Y así




Imaginá que ves cómo la indiferencia congela momentos tristes
de inviernos indefinidos
hechos de navidades en las que nunca quisiste estar
y que el instante en que te das cuenta
vuelve
para regalarte un seguro médico por cada familiar
y que otra vez se va, en sí mismo, olvidando encima tuyo
un vacío nuevo.
Imaginate caminando las lajas rotas del patio de tu vida
entre preguntas
sobre como será un combo simultáneo de comprensión, exculpación y abrazo
o sobre la potencia del  no querer.
Y en qué mierda que todo sea tan fugaz.


MabelBE
Mas o menos igual

Estelares

martes, 2 de enero de 2018

En parte, parte




En la incomodidad inconmensurable de la respiración, una 
sorpresiva punción al pulmón
y el olor a vacío pisando mi desamparo, en parte desesperado,
en parte tan lejos que podria hacerme desaparecer, en parte 
un hielo
hecho de agua profunda.
Hay que preguntarle a la razón. 
Otra punción
y otra vez el olor a vacío
que pisa el desamparo
en parte desesperado,
en parte tan lejos que puede hacerlo desaparecer todo,
en parte hielo
hecho del espejo frío del tiempo que está arriba.
La ley natural es más fuerte que un milagro.
Despedirse en la despedida de los hijos
es la parte profunda del llanto en soledad
o una manera que trae la infancia
desesperanzada
desde tan lejos que podría desaparecer,
que es en parte hielo
del agua de mi corazón, y en parte brasa que no se apaga.
Qué manera y qué forma
de no ver más este cielo
inconmensurale, azul, y que respira.
Hay que preguntarle a la tristeza.

MabelBE
Mas o menos igual

Keny Arkana

lunes, 14 de agosto de 2017

Campos

Te abandono en la esquina cursi
del reordenamiento universal
y se forman campos secos en la noche.
¿Por qué chorrearás esa emoción
 que desgrana en dos ojos seductores

más la gesta del refuerzo?
Y soy blanca, como una estatua brotada de azucenas
que empuja lo indecible
sabiendo que merece más, algo como
una imagen que no desaparezca al acercarse

al etcétera de lo ajeno y lo soñado.
Son muchas nadas carcomiendo sin aviso
que infestan y te infectan con ese raro amor
que buscás y que parece que no existe
Y sos una ida bajo el amanecer gastado de tu propia repetición 
con la vuelta prohibida.
Pero está mi simpatía
que huye a plena carcajada
y se vuelve visible
en el miedo 
de esta yoica estupidez abandónica, vestida de pájaro
e intermitente, siempre ajena a fuerzas tenebrosas
de futuro
que siente los ahoras en la piel. 


Yo no quiero abandonarte
MabelBE

· seguir por mail ·